domingo, 9 de abril de 2017

Como renace la primavera.

Resurgiré como renace la primavera
de las ramas desnudas y el frío seco;
resurgiré como renace el ave fénix
de un montón de cenizas y de huesos.

Renazco de mí misma otra vez
con el aura tímida que anuncia el sol:
seré el blanco de una flor de lis,
verde brillante, escamas de dragón.

Superaré los engaños y las mentiras,
el miedo al pasado, las palabras enfangadas;
huyo de un «te quiero» que es «te poseo»,
de agujeros y conjuntos de nada.

Resurgiré del miedo, del vacío, del desastre,
sea tormenta, huracán, vendaval, tornado.
Volveré nueva, irreconocible, impertérrita,
y ya dará igual que sea invierno o verano.

Laura TvdB, abril de 2017.


(Este es el primer poema que escribo en mucho tiempo, y estoy extrañamente orgullosa de él. Sé que la poesía no es lo mío, pero a veces necesito intentarlo. Espero que os haya gustado. Podéis decirme lo que os ha parecido en Twitter o en los comentarios.)

1 comentario:

  1. Siempre necesitamos resurgir, somos ave fénix; nos dotaron con el instinto de supervivencia. Y la primavera, sin duda, es una buena época para volver a nacer.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar

Aquí puedes opinar, criticar o comentar acerca de lo escrito, siempre con respeto y educación hacia mí y hacia otros lectores. No hace falta tener cuenta. Te pido, por favor, que cuides tu expresión escrita.