lunes, 28 de noviembre de 2016

Novedades

¡Hola a todos! Hoy solamente os escribo para comunicaros una noticia que para mí es especial: he empezado a escribir una nueva novela.

Como algunos sabréis, la última novela que escribí, Lavinia es libertad, la acabé en escasos ocho meses, y es que mi método de escritura ha cambiado notablemente. Esta nueva novela la pienso escribir al mismo ritmo que la anterior (¡o más rápido, si se puede!). Las primeras ideas son de hace años, pero empezó a coger forma hace uno más o menos. He desarrollado la historia en estos últimos cinco meses, escribiendo escenas sueltas, creando subtramas, perfilando personajes... Y el último mes ha sido verdaderamente impresionante: he hecho el proceso principal de documentación, he caracterizado secundarios y redondeado tramas, y en tres días (¡tres!) he construido la escaleta.

En fin, y ya a los datos más útiles: he decidido llamarla Proyecto Cat, para no desvelar su título real, como ya hice con Lavinia. Eso de Cat es por la protagonista, que se llama Catalina (he tenido bastante duda a la hora de elegir nombres, cosa que casi nunca me pasa. Incluso hice una encuesta en Twitter que no me ayudó apenas).
La novela será bastante más adulta que las anteriores que he escrito; aunque Lavinia es libertad es una novela bastante "abierta" en el sentido de clasificación, porque puede gustar tanto a adultos como a jóvenes, Proyecto Cat no creo que pueda llamarlo juvenil. Va a ser una novela durísima: un drama bélico en el que no voy a omitir escenas violentas ni momentos muy tristes. Debo admitir que, aunque me guste el drama, esta novela se va a ganar la palma. Los personajes lo van a pasar muy, muy mal. Aunque todo eso tendrá sentido, claro, no lo escribo porque sí. En mi última entrada, donde hay un fragmentito de la historia, se ve más o menos el tono.

Aunque en esta ocasión no os desvele la sinopsis completa, sí puedo contaros el punto de partida: la historia entera gira alrededor de un matrimonio concertado: Catalina y Gabriel (este es un pseudónimo, el personaje en realidad se llama de otra forma). Él es guerrero y debe ir a luchar en numerosas ocasiones. Ella, dama instruida, queda chocada por su cambio de vida: pasa de vivir en un palacete a hacerlo en un castillo en medio de la nada, con un esposo que la ignora y alejada de sus seres queridos.

Tengo pensado colgar algún fragmento más según la vaya escribiendo (nunca la novela entera, claro), tal vez cambiando alguna imagen icónica o los nombres, porque nunca se sabe quién se quiere copiar. Tengo muchísima ilusión puesta en esta historia y espero de todo corazón plasmarla bien en papel. Y también espero hacerlo en un tiempo asequible, como en mi novela anterior. Por ahora voy bien: en una semana ya he escrito más de 5.000 palabras. A ver si esto se mantiene.

¡Un abrazo!

1 comentario:

  1. Ole Laura mucho ánimo con el Proyecto Cat, espero ver pronto algún fragmento por aquí.

    ResponderEliminar

Aquí puedes opinar, criticar o comentar acerca de lo escrito, siempre con respeto y educación hacia mí y hacia otros lectores. No hace falta tener cuenta. Te pido, por favor, que cuides tu expresión escrita.